8 de mayo de 2016

Versión resumida de un viaje

(Tuve en sueños la visión de lo que hallaría al otro lado. Así fue como encontré la determinación para emprender el viaje. Guardé la visión en mis recuerdos más preciados y comencé a caminar. Pedí consejo y cada cual dijo que estaba loco. Fue como aferrarme a una profecía, lo único que me sostuvo fue la fe)


Comencé mi viaje un fin de año, esas ultimas semanas hacía mucho frío, era el tiempo ideal para escapar de la ciudad, de la gente y del trabajo. Me fui, junto a otros amigos, a acampar en la selva y luego en unos islotes del atlántico, cada espíritu que ahí iba fue renovado, incluso el mío.

Llevaba conmigo una visión, era una especie de profecía que hablaba de un camino a seguir, donde lo único que me sostendría sería la fe. Para mi, cada palabra y cada mirada fue un paso que me llevó hasta un abismo. La fe que me sostuvo me hizo construir un puente para llegar el otro lado. Fue ahí donde la visión cobro forma y la profecía comenzó a cumplirse.

Ha pasado mucho tiempo, se cuenta que el camino se partía por una grieta y en vez del puente solamente fue necesario y pequeño salto, pero me parece más romántica la idea del puente y el abismo.

Sin importar las circunstancias, lo único cierto es que el precio que he pagado ha sido alto, el viaje fue real, así como los obstáculos. 

Ahora entiendo por qué dicen que cuando se intenta poseer algo, el que lo intenta se convierte en esclavo de lo que posee. La visión del mundo se reduce.

Lo que ha de ser será, incondicional. Como un estado de armonía, donde no existe ni el bien ni el mal. Donde no hay pasado ni futuro.

Sigo manteniendo la visión, aparte de la fe, ahora me sostienen muchas cosas más, he aprendido mucho de tanto caminar.

14 de marzo de 2016

Cavilaciones sobre tí

Dime qué ves cuando alzas la vista al cielo
dime qué hay bajo tus pies cuando pisas la tierra
dime qué es lo que aprietan tus manos
dime hacia a dónde apuntan esas miradas
dime...

Sigo de camino a tu corazón
sé muy bien que es un viaje sin retorno
ahí habitaré y viviré cada día

Permite-me sentirte en mi
permite-te sertirme en ti

Abre la puerta
soy una especie de viajero
que viene a quedarse

Dejame llegar al final del camino
y dime Bienvenido cuando me veas llegar

18 de octubre de 2015

Textos para Kami

Me enamoré de los rizos, de la sonrisa y de la niña

Estoy de pie, junto a la mujer que forma parte de mi presente

Camino junto a ti y llegaremos hasta donde nuestros pasos nos lleven

En paz y en armonía, así me siento, quizás sea eso lo que me permite ver la tormenta en tu interior

Formamos parte de un presente que hemos forjado juntos

Te amo como a un amanecer espectacular, el instante no puede poseerse, solamente se vive, somos un instante en la eternidad del universo

13 de septiembre de 2015

Kami

Iba a escribir "Te extraño" pero no lo hice, creo que un Te Extraño se reduce a un preciso momento, es algo puntual en el espacio/tiempo. Decir Te Extraño es darse cuenta de la ausencia en un momento dado.

Muchas veces me di cuenta de tu ausencia mientras estabas presente. En esos momentos te extrañé aunque estuviéramos de frente.

Una parte de mi vive en ti, habita en esas llanuras que fui conquistando paso a paso, en ese territorio que a la vez fuiste cediendo.

Quiero escribir un Te Extraño con otro significado al expuesto acá. Un Te Extraño que en vez de ser puntual sea atemporal y abarque el todo, cualquier momento, inclusive mientras duermo.

De esa manera Te Extraño.

28 de diciembre de 2014

A la mierda el mundo IV (final)

...pero qué? que quieren que cuente, si no tengo nada que contar. Al menos nada de lo que quieren escuchar, mis sueños no son como los del resto del mundo; en este momento no sueño con tener esposa e hijos, pagar la hipoteca de una casa por al menos quince años y sumirme en la rutina de la humanidad. Mis pretensiones son otras, quiero alejarme del sistema con una vida autosuficiente en la medida de lo posible; golpear el sistema, hacerlo tambalear. Añoro una revolución, sí, esos son mis sueños. Estudiamos para servirle al sistema en el que vivimos. Se supone que cada cual debe buscar una mejor calidad de vida, o al menos mejor a la que le dieron sus padres y esa es la que ha de darse a los hijos. Pareciera que esto es un constante crecimiento de bienes materiales e intelectuales, debiera incluirse la parte espiritual pero sin fanatismo religioso tomando en cuenta que el prójimo son todos y no solamente las personas que asisten al mismo grupo religioso al que cada quien asiste. Siento que estoy a la mitad de todo donde puedo tomar cualquier camino pero sin la opción de retroceder.

Acaso existe un arquetipo para la vida al que todos debemos adecuarnos. Qué pasaría si todos nos negamos a la reproducción humana, si le apostamos a la extinción. Qué pasaría si nos dedicamos más al crecimiento espiritual.

No importa de que trabajemos. Trabajamos para alimentar y hacer crecer este sistema al que estamos sometidos. Nacemos dentro de un contexto predeterminado y nos movemos dentro de las oportunidades que nos dan al crecer, luego en las decisiones que tomamos.

Si lucho por justicia social al final terminaría como cualquiera que lo han hecho: muerto, recordado como mártir, de ejemplo para las siguientes generaciones, estampado en una playera o una bandera en medio de protestas contra el sistema… Y luego qué, otros lucharán y terminarán igual. Eso es lo que cuenta la historia. Pero qué pasaría si luchamos desde el anonimato, apartados del camino, disparando flechas para tender una emboscada.

...pues no, no tengo nada que contar.